No fue producto de la casualidad. El trabajo disciplinado, profesional y efectivo, lo llevó a conocer a las figuras del fútbol mundial. Cesar Murillo llegó a Miami, Estados Unidos, en 2016 con la presión de tener que resolver una difícil situación económica y como buen colombiano, echao pa’ lante, terminó entrenando a jugadores de la talla de Radamel Falcao García, Juanfer Quintero, Paul Pogba y Paulo Dybala.

Murillo empezó su sueño de ser jugador profesional en las divisiones inferiores de Millonarios FC y mientras tuvo la posibilidad de jugar en equipos de la División B del fútbol colombiano como Club Deportivo La Equidad Seguros, hoy en día está en primera división, Girardot Fútbol Club y Llaneros, empezó a estudiar cultura física deporte y recreación. La profesión que lo iba llevar a conocer a Falcao, Juanfer Quintero, Pogba y Dybala.

Lo que es para uno... ¡Es para uno! Cesar Murillo tenía el objetivo de convertirse en uno de los entrenadores latinos más reconocidos en Estados Unidos, así que mientras trabajaba en construcción, limpieza y valet parking, se iba certificando en academias para poder ejercer como entrenador personalizado. Llegó el primer cliente. Lo más difícil de todo.

J Balvin, la primera figura que entrenó Cesar Murillo antes de conocer a Falcao

Aplicando la premisa que no hay mejor recomendación que el trabajo que uno demuestre, los entrenamientos de Cesar Murillo llegaron voz a voz al reconocido cantante de reggaetón J Balvin. El cuarto cliente de este entrenador colombiano que triunfa en Estados Unidos se lo llevó de gira en una experiencia inolvidable.

“El cuarto cliente que tuve aquí en Estados Unidos fue J Balvin. Él me lleva a una gira, ‘Energía Tour’, a más de 30 ciudades en Estados Unidos. Fue una experiencia muy bacana con el hombre porque en ese momento él estaba muy pegado, ya era Rockstar (estrella). Entonces, estar con un artista fue una experiencia muy buena y ahí comenzó todo”, le dijo Cesar Murillo a Bolavip.

Todo empezó con Juanfer Quintero: Así conoció Cesar Murillo a Radamel Falcao

- ¿Cómo lo contacto Falcao para que lo entrenara en estas vacaciones?

“Todo realmente empezó por Juanfer Quintero porque he tenido la posibilidad de trabajar un año largo que lo conozco cada vez que él viene acá (Miami). Hacemos los trabajos de acondicionamiento (…) Con Falcao fue algo muy curioso porque nosotros hicimos algún juego de esos de recocha entre amigos y nosotros invitamos a Pogba y a Dybala. Dentro de ese grupo de jugadores había un amigo mío que era muy amigo del mejor amigo de Falcao. Entonces montaron algunas historias en Instagram y Falcao le preguntó: ‘Ey con quién estaría entrenando Pogba y Dybala’. Entonces, mi amigo les respondió: ‘Es con este entrenador, míralo”.

- Después de sufrir dos roturas de ligamento cruzado y estar vigente a los 36 años, ¿cómo describiría la carrera de Falcao?

“Quede muy sorprendido. Siempre lo he admirado a él, es de esos deportistas élite que con su edad se mantienen vigentes jugando en la élite. No importa si juega en un equipo de media tabla, no importa si en estos momentos no es titular indiscutible, pero está ahí, está en vigencia y juega contra los mejores en una de las mejores ligas del mundo como lo es la española. Verlo cómo trabaja, verle su composición corporal, verle su porcentaje de grasa, verlo cómo entrena. Entre mis adentros yo decía este tipo es diferente y obviamente uno comienza como a compararlo con todos los deportistas colombianos, pero Falcao es un deportista que dependerá de el si sigue jugando o no. A nivel físico pensaría que está para que juegue hasta donde él quiera porque lo veo muy bien”.

La confesión de Falcao: ‘Quiero seguir jugando hasta que el cuerpo me dé’

- ¿Tenemos a Radamel Falcao para cuántos años más en el fútbol?

“Nosotros tuvimos la posibilidad de hablar de eso y me decía: ‘Yo quiero seguir jugando hasta que el cuerpo me dé, quiero seguir jugando en la élite, quiero volver a la Selección’. O sea, el tipo está, él quiere seguir ahí como decíamos vulgarmente en el meneo. Él no piensa en retirarse, quiere seguir trabajando y jugando la élite. Esas fueron las palabras de él y la verdad que me sorprendió porque a los 36, 37 años ya lo jugadores entre comillas antes salían, pero hoy en día todo ha cambiado. Entonces, pienso que ya es cuestión de cada jugador y con Falcao me atrevo a decir que le quedan varios añitos más”.