Después de haber quedado eliminado en la última ronda de las clasificatorias para el Challenger 80 de Biella V en Italia frente a Guido Andreozzi (221 ATP), Tomás Barrios (241 ATP) tenía las maletas listas para partir, pero terminó recibiendo un Lucky Loser para ingresar al cuadro principal del torneo.

Ahí, tuvo que enfrentar al alemán Cedrik-Marcel Stebe (133 ATP), cuarto preclasificado del torneo. Si bien la diferencia de ranking era importante, el chileno supo sortear de buena manera su debut en el cuadro principal y avanzó a los octavos de final del torneo italiano tras derrotarlo por 6-2 y 6-4.

En el primer set, no se notó la diferencia de ranking y Barrios simplemente barrió con su rival. Con un quiebre en el segundo y octavo game, sumado a un juego de saque impecable, el chileno cerró el primer set con un contundente 6-2.

En la segunda manga, Barrios le quebró rápidamente el servicio al alemán para ponerse 3-0 arriba en casi 10 minutos, pero el alemán le devolvería el quiebre en el quinto juego para ponerse 2-3. Luego, en el décimo game, Barrios desperdició dos puntos de partido hasta que, finalmente, pudo quebrarle al alemán y finalmente llevarse el set por 6-4 y con eso el partido.

De esta manera, la tercera raqueta nacional accedió a los octavos de final del Challenger de Biella, en donde deberá enfrentar nuevamente al argentino Guido Andreozzi lo más probable entre miércoles y jueves en un horario a definir por la organización del torneo.