Si hay un jugador que se identifica con O'Higgins de Rancagua,es el volante Pedro Pablo Hérnandez. El "Tucu" tras siete años sin vestir la camiseta del cuadro de la Sexta Región, donde fue campeón del Torneo Apertura 2013 y  ganador de la Supercopa 2014,  fue una de las grandes contrataciones en el Campeonato Nacional y volverá a pisar el pasto del Estadio El Teniente, pero primero debera cumplir la cuarentena correspondiente, donde solo le restan tres días y podrá viajar a Rancagua a reencontrarse con la ciudad que lo trató con tanto cariño.

El campeón con la Selección Chilena en la Copa Centenario se dio el tiempo para conversar con Las Ultimás Noticias, y dio a conocer el porqué volvió a Rancagua: "Hace tiempo había pensado en volver a este lugar donde me pasaron cosas tan lindas: le dimos un título a la gente que siempre nos trató bien. Como se dice, donde todo empezó".

También tuvo palabras de agradecimientos a la institución por lanzar su carrera internacionalmente, afirmando que "de no ser por mi paso por O'Higgins, no sé si mi carrera hubiese sido así. Volver a O'Higgins es agradecerle al club lo que hizo por mí y regreso a tratar de hacerlo lo mejor posible".

El "Tucu" vistió la camiseta de O'Higgins entre el 2013 y 2014 | Foto: Agencia Uno

Sobre sus objetivos para lo que resta del Campeonato Nacional, el mediocampista chileno- argentino es claro e indicó que "quiero llevar a O'Higgins a los primeros lugares, competir internacionalmente, como lo hice antes".

"En lo futbolístico uno queda marcado, me siento identificado por lo que he pasado en el club y en la selección. Cuando me dicen que soy un jugador del fútbol chileno, es un orgullo. Defendí la camiseta de la selección y me sentí orgulloso", finalizó.

En su primer paso con el cuadro Celeste disputó 39 partidos y anotó 15 goles, lo que le sirvió que Celta de Vigo de España pusiera los ojos en él y lo fichara.