Carlos Tevez disfruta de su nueva vida. Alejado del fútbol, el delantero descansa junto a su familia y nos muestra su día a día en redes sociales. 

A la espera de saber si seguirá o no jugando profesionalmente, el Apache se divierte con sus seguidores, a quienes le regaló hoy una visita guiada por su futuro museo.

Camisetas de todos los clubes por los que pasó, botines de sus partidos más icónicos, una pila interminable de medallas: no faltó nada en un live de Instagram rodeado de sus hijos y pareja.

Mientras exhibía alguno de los 'metales' que supo ganar en su enorme carrera, Carlitos quedó desconcertado tras un comentario de su amigo y excompañero Ramón Ábila.

"Fundilas y vendelas", escribió entre risas Wanchope, flamante reuferzo del DC United y campeón junto al 10 en Boca. ¡Crack total!