"Seré claro: Mbappé se va a quedar en París, nunca lo vamos a vender y nunca se irá gratis", empezaba el máximo dirigente de los franceses sobre las incesantes preguntas alrededor del marcha de su estrella a Real Madrid. Con el mercado pendiente del que sería sin dudas el mayor movimiento, Nasser Al-Khelaifi quiere cerrar la puerta a cualquier interesado por el punta.

"Mbappé tiene todo lo que necesita en París. ¿A dónde puede ir? ¿Qué club, en términos de ambición y proyecto puede competir hoy con el PSG? Todo lo que puedo decir es que las cosas van bien. Espero que podamos llegar a un acuerdo. Esto es París, este es su país. Tiene una misión, no sólo ser futbolista, sino promover la Ligue 1, su país y su capital", declaraba el presidente en su charla con L’Equipe.

¿Una estrella aburrida en Francia?

Sobre si el delantero ha perdido la motivación y el hambre en su liga, Al-Khelaifi respondió: "Sé que podría tener un ambición fuera, algunos dicen que nuestro campeonato es muy fácil para el PSG, pero la Ligue 1 está haciendo un gran trabajo para desarrollarse y aumentar su atractivo. Al margen de la Premier, que tiene una potencia incomparable, el resto de los campeonatos se apoyan sobre la notoriedad de algunos clubes".

"Si él dice eso es que quiere ganar y no es una cosa mala. Nosotros también somos ambiciosos. Pero si él quiere decidir si fichamos o no, eso no es posible. Repito, es un gran chico, y sé que dice eso porque quiere un mejor equipo para ganar la Champions. Es un chico fantástico, como persona y como atleta. Es uno de los mejores jugadores actuales y ganará el Balón de Oro durante muchos años. Estoy seguro al ciento por ciento", cerraba el qatarí sobre unos rumores cada vez más fuertes en Francia que apuntan a la salida de Kylian Mbappé. Real Madrid espera y la Premier, también.