Desde su lanzamiento, la PS5 recibió comentarios muy positivos por las funciones de su mando, DualSense. Sin embargo, a muchos el diseño minimalista no les pareció suficiente. Para ellos, ahora existe una alternativa oficial: los nuevos controles eSports Rival Elite.

La compañía HexGaming anunció este modelo, al que llaman el "joystick de esports definitivo". Se trata del primer control tipo "Élite" que recibe la consola next-gen de Sony, y como tal cuenta con un precio bastante subido, de U$S290.

Hay varias razones por las cuales sale más de la mitad que la consola. Tiene dos botones traseros que pueden ser modificados para corresponder a más de 15 comandos. Además, tiene sticks rediseñados e intercambiables.

El control está disponible para adquirir en Amazon y en el sitio web oficial de HexGaming. Trae varios colores y diseños, algunos de los cuales son bastante llamativos, y el antídoto perfecto para quienes no estén satisfechos con el DualSense original.