"Nike puso fin a su relación con el deportista porque éste se negó a cooperar en una investigación de buena fe sobre las acusaciones creíbles de actos indebidos que partió de una empleada", dicta el comunicado oficial de la empresa de ropa deportiva sobre su ruptura con el jugador del PSG Neymar Jr.

Los hechos estarían supuestos a que según varios testimonios y documentos que ha publicado The Wall Street Journal, el brasilero habría intento obligar a una de las empleadas del hotel donde se encontraba en 2016 a practicarle sexo oral. Todo esta situación se habría dado en medio de un evento promocional en la ciudad norteamericana.

Según el medio, la empleada denuncio lo ocurrido en 2018 y se han realizado una serie de investigaciones que de momento han tenido como resultado la no colaboración de Neymar en estas, por lo que Nike ha decidido romper su patrocinio con la estrella brasilera.

La defensa del entorno de Neymar

"La investigación no fue concluyente. No surgió ningún conjunto de hechos que nos permita pronunciarnos de forma sustantiva sobre el asunto. Sería inapropiado que Nike hiciera una declaración acusatoria sin poder aportar hechos que la respalden", ha comentado la empresa que ha querido desmarcarse de cualquier juicio en la situación.

Uno de los portavoz del jugador si se pronunció en The Wall Street Journal: "Neymar se defenderá enérgicamente de estos ataques infundados en caso de que se presente alguna demanda, lo que no ocurrió hasta ahora".

"¿Cómo puede salir a la luz una noticia así?. Es un chantaje, mi hijo ni siquiera conoce a esa chica. Esto viene de Nike. Es muy extraño, todos se van de Nike y se les acusa de cosas así", comentó el padre de Neymar a los medios brasileros, donde también aseguró que los motivos para la ruptura de su hijo con la marca tienen que ver meramente con razones comerciales.