A pesar de que John Cena señor haya expresado su preocupación de que Rey Mysterio enfrente a Roman Reigns en Hell in a Cell este 20 de junio por el Campeonato Universal, esto debido a que considera una desproporción abismal de físicos y estilos, el luchador mexicano tiene claro su objetivo: hacerle pasar un mal momento al Jefe Tribal. 

Más allá de pensar en salir victorioso, Rey Mysterio le dice a quienes se preocupan por él que no teman, porque está convencido de que su rival no la va a pasar nada bien. Advierte que Reigns se llevará una sorpresa.

“Yo lo que quiero es que Roman pague por lo que nos ha hecho a mi hijo y a mí en las últimas dos semanas. Le voy a dejar un recuerdo de parte de la familia Mysterio”, comentó la estrella de WWE en entrevista con Bolavip México.

Además de pensar en cobrar revancha por una cuestión de orgullo familiar, Rey Mysterio también tiene en mente perfilar a su hijo Dominik de cara al futuro. Si bien es cierto que actualmente son campeones de parejas, le ocupa comprobar cómo se desenvuelve su heredero con presencia de aficionados, un reto que hasta ahora desconoce.

“Es un luchador que se desarrolló durante la pandemia. No le ha tocado experimentar lo que es luchar frente a un público. Yo creo que viéndolo y estando junto a él enfrente del público lo puedo guiar un poquito más y después de esa etapa, yo creo que podré decidir si ya está listo o no”, comentó a Bolavip México.