Leeds United no pasó de la igualdad a un tanto frente a Everton, en juego correspondiente a la quinta fecha de la Premier League. Sin embargo, una de las noticias particulares del compromiso la protagonizó el atacante ibérico y goleador del equipo, Rodrigo Moreno.

Antes de finalizar los primeros 45 minutos en el estadio Elland Road, el futbolista español tuvo que ser retirado del terreno, luego de que en pleno sprint se resintiera de un hombro, situación que encendió las alarmas por parte del cuerpo médico de la institución.

No obstante, la situación adquirió otra tonalidad, ya que se temió lo peor debido a que, por el contexto de la jugada se pensó que era un problema rodilla. Lo cierto es que simplemente fue una lesión en su hombro, pero otro de los motivos que eso a todos estupefactos fue que el mismo jugador pidió oxígeno.

Y precisamente, ante esa situación, que le pusieron respiración asistida, los fanáticos temieron lo peor, ya que sin lugar a dudas es una baja sensible para el equipo, debido a que en las últimas fechas del campeonato liguero inglés ha anotado cuatro goles.

Al final del compromiso, en conferencia de prensa, el director técnico de Leeds, Jesse Marsch, aclaró la situación e indicó que: “se lo volvieron a colocar y parece que está bien. Le harán pruebas y ya veremos”. Ahora, solo el tiempo se encargará de dictar cuánto será el tiempo de ausencia del futbolista.