Con sus actuaciones en los Juegos Olímpicos de Pekín 2008, Londres 2012 y Río 2016, Usain Bolt quedó como la cara del atletismo para el mundo con sus ocho medallas doradas en aquellos tres eventos. Tokio 2020 será la primera edición de la máxima cita del deporte desde que se retiró el jamaiquino, dueño de los récords mundiales en 100 (9.58) y 200 (19.19) metros llanos. 

La ausencia de Bolt no significa que no habrá estrellas del deporte buscando subirse a los podios de las diferentes disciplinas que abarca el atletismo. En las pruebas de velocidad, por ejemplo, son varios los que querrán sentarse en el trono que dejó vacío el rayo. 

Trayvon Bromell, de Estados Unidos, es el máximo candidato a ganar los 100 metros al conseguir la mejor marca en lo que va del 2021 y se mostró al 100% después de haber superado una serie de lesiones. En los 200, en cambio, Noah Lyles, también del país norteamericano, fue el campeón en el Mundial de Doha 2019. Ambos quieren ser sucesores de Bolt. El sudafricano Wayde Van Niekerk, posee el récord mundial en los 400 y buscará repetir el oro de Río 2016. 

Entre las mujeres, la jamaiquina Elaine Thompson-Herah es la campeona olímpica defensora en 100 y 200 metros, pero su compatriota Shelly-Ann Fraser-Pryce, que ganó el oro en 100 en Pekín y Londres, consiguió este año la segunda mejor marca de la historia en esa prueba y buscará hacerle fuerza. En los 400, la estadounidense Allyson Felix, a los 35 años, quiere revancha ante la bahameña Shaunae Miller-Uibo

En distancias largas, Joshua Cheptegei quiere aprovechar la ausencia de Mo Farah y conquistar el oro en las pruebas de 5 mil y 10 mil metros. El ugandés tiene los récords mundiales vigentes en ambas pruebas e intentará ser campeón olímpico por primera vez. Eliud Kipchoge es la estrella absoluta en la maratón. El keniata tiene la mejor marca de la historia y es el campeón defensor. 

Yulimar Rojas está lista para hacer historia en salto triple. La venezolana fue medalla de plata en Río 2016 y está muy cerca de romper el récord mundial. En los 400 con vallas Karsten Warholm es el máximo candidato al defender la plusmarca que consiguió en junio. Armand Duplantis, de sólo 21 años, es uno de los atletas que más expectativas generan en Tokio 2020. El sueco disputará su primer Juego Olímpico tras quebrar el récord mundial de Sergei Bubka de 1994. No tiene techo.