En una ocasión especial en su carrera, el portero argentino Nahuel Guzmán se mostró complacido por entrenar y convivir con los tres principales guardametas de la selección mexicana -Guillermo Ochoa, Alfredo Talavera y Jesús Corona- con motivo del Juego de Estrellas de la MLS contra la Liga MX, y fiel a su estilo bromista dijo que no le gustaría que llegaran a Tigres.

“Por supuesto que compartir el puesto con Memo, con Tala, con Chuy es un privilegio", apuntó el Patón Guzmán es un orgullo poder estar conviviendo y realizar algunos entrenamientos juntos; no digo que para llevarlos a Tigres, porque si no me van a sacar a mí; está bueno poderlos encontrar acá”, dijo entre risas.

Respecto a la primera edición de este Juego de Estrellas, Nahuel Guzmán apuntó que “es un evento histórico que trasciende fronteras, ojalá que sea el inicio de algo mucho más grande, que sea un lindo show.“Hay algo detrás que es más fuerte que el juego, algo que viene tomando mucha fuerza: el crecimiento fuerte de las dos ligas. Es un desafío muy lindo en lo individual, además de que nos servirá para integrarnos mucho más los que jugamos en la Liga MX, esto ayuda a generar vínculos para el futuro”.

Sobre Orbelín y Zelarayán

Nahuel Guzmán también expresó su opinión sobre Orbelín Pineda quien pudo haber sido su compañero pero rechazó una oferta de Tigres: “se le ve maduro y viene teniendo una buena campaña, se le ve con crecimiento muy grande; no lo digo para llevarlo ni estoy metiendo presión ni nada, pero está bueno poder compartir y conocerlo un poco más”.


En contraste, en este Juego de Estrellas el Patón Guzmán
tendrá como rival al argentino Lucas Zelarayán quien fue su compañero en Tigres
entre 2016 y 2019: “va a ser raro enfrentarnos, pero dijimos que algún día lo haríamos, ahora estamos en bandos diferentes, pero no se pierde la amistad, la buena relación”.