Muchos se sorprendieron al ver el nombre de Luis Iberico dentro del once titular de Perú para enfrentar a Brasil. Ricardo Gareca ante la indisciplina reciente de Christian Cueva habría dejado a un lado al volante del Al-Fateh. Brindándole una oportunidad de oro, al jugador de FBC Melgar en la Liga 1.

Quien en su momento se pudo proclamar con el título de goleador en el Sudamericano sub-15 por 2013. Ahí Luis Iberico, quien había nacido de San Martín como una promesa goleadora, sin imaginarse que para esta temporada estaría siendo considerado como un delantero potente, de banda y con mucha manija para superar a los rivales. 

 

Iberico con solo 16 años debutó en el fútbol profesional, una señal distinta para un futbolista, no cualquiera debuta a esa edad en la máxima categoría. Jugando 15 partidos (295 minutos). La siguiente temporada sumó 22 cotejos (884 minutos). Para 2016 con 'Chemo' del Solar no encontró la regularidad deseada, solo alterno en 2 oportunidades. 

Salir de San Martín fue una decisión complicada porque era su casa, pero su continuidad y progreso estaban por encima de todo. Pasó para FBC Melgar donde tuvo más malas que buenas en 2 temporadas (2018-19), para 2020 intentó darle un giro total a su carrera marchándose a UTC de Cajamarca. 

 

 

En el 'Gavilán del Norte' si encontró lo que necesitaba, minutos y goles de calibre. En esta temporada se da el primer nexo con la Selección Peruana. Tras una goleada sobre Universitario (6-1). Iberico contaba lo siguiente: "Hice las cosas bien con UTC. Al final de temporada el preparador físico de la selección Néstor Bonillo se comunicó conmigo. Me dijeron que había una posibilidad". 

Es en 2021 donde regresa a FBC Melgar por la puerta grande, abriéndose paso con esta declaración: "Quiero ser el goleador de Melgar". Pasó a sorprender al entrenador Néstor Lorenzo, quien lo colocó como extremo por izquierda y le dio un respiro nuevo, sin tanto gol, pero más determinante a la hora de romper las líneas. 

Lograr una excelente Copa Sudamericana en lo personal fue el punto para ser aún más notorio en la Selección Peruana. Luis Iberico se acomodó rápido a la posición de delantero por fuera, se mostró superlativo y esto lo trajo una vez más a la VIDENA, donde trabajó desde chico, pero ahora con los grandes, aquellos mundialistas. 'Luiki' está a un paso de ser titular ante Brasil en la Copa América, una cosa impresionante, ejemplo de que la meritocracia existe.