PSG festeja por estas horas su victoria en la novela del año en el viejo continente. Kylian Mbappé será de los galos hasta el 2025 en una negociación sin precedentes y que dará lugar a un contrato no apto para los mortales del fútbol europeo. Las cifras del nuevo vínculo laboral del punta con el rey de la Ligue 1, más que astronómicas.

En Real Madrid se siguen agarrando la cabeza por un fracaso que se remonta hasta el 2017 y que dejará a los Merengues sin ese jugador diferencial que tanto buscaron en Kylian Mbappé. El galo ya puso la firma y dejó como ganador de la disputa a un PSG que por medio de Qatar tendrá que invertir más dinero que nunca por un solo futbolista.

Desde la capital española pusieron sobre la mesa del delantero un contrato por 5 años, con un sueldo de 25 millones por temporada y una prima de fichaje por 130 millones de euros. Una oferta histórica y donde cabe recalcar que el propio Florentino Pérez estaba dispuesto a cederle a Mbappé el 60% de los ingresos que generasen los derechos de su imagen. Ni figuras del club como Cristiano Ronaldo rozaron un ofrecimiento de este tipo.

La renovación del siglo

Son muchas las fuentes que han dado su versión sobre cuanto dinero se embolsará Mbappé hasta el 2025 gracias al PSG, pero hasta aquí la media realizada entre MARCA, Eurosport y L’Equipe llega a unos 100 millones de euros por temporada, la sesión absoluta de los derechos de imagen del jugador y una prima de renovación de 300 palos verdes. Imposible competir.

Pero no solo tendrán que pagar esto desde PSG, pues Mónaco también recibirá su parte gracias al acuerdo firmado con Nasser Al-Khelaifi en el 2017. Aquella transferencia dejaba en claro que si Mbappé no se iba a libre de la capital francesa, los del Principado serían recompensados con 35 kilos que ya se encuentran en las cuentas del equipo del sur de Francia.

El delantero seguirá en el Parque de Los Príncipes en una operación donde sin contar premios por objetivos o el dinero que genere por sus derechos de imagen, Kylian Mbappé cobrará hasta el 2025 del PSG una suma cercana a los 600 millones de euros entre salario y prima de renovación. La oferta del Real Madrid, ínfima frente al poder de los clubes estado.