La selección peruana todavía tiene chances de ir al Mundial de Qatar 2022, porque pese a perder en los penales ante Australia en el repechaje, tiene una puerta de entrada a la cita planetaria gracias a Byron Castillo.

La Federación Peruana de Fútbol apeló a la FIFA tras su primera medida de dejar sin castigo a Ecuador por alineación indebida del lateral, a quien acusan de ser colombiano, situación que aún no se resuelve.

En el país del norte siguen nerviosos por la situación, y uno de los afectados directo fue el destacado periodista Jorge Barraza, quien fue vetado por la Federación Ecuatoriana de Fútbol, al dejarlo sin acreditación para ir a la Copa del Mundo, debido a las publicaciones objetivas de su diario, El Universal.

"El diario El Universo trató todo el tema de Byron Castillo, publicó más de sesenta artículos sobre el tema y lo único que hizo fue exponerlo objetivamente, sin quitar ni agregar. Eran despachos de agencias internacionales y algunos provenían de Chile, pero lo puso lo que venía. No fue una actitud antipatriótica: se informó lo que tomaba estado público, nada más", explicó el cronista de origen argentino a RedGol.

Luego, Barraza agregó que "esta es la punta del iceberg y está pasando en todas las asociaciones. Si uno llega a deslizar una crítica contra, por ejemplo, (el presidente de la federación chilena), Pablo Milad -que no conozco pero debe ser del mismo palo que todos los demás-, el tipo de las acreditaciones viene y dice 'ah, sí... a este jódelo, a este no le des'. Es así".

Por último, y pese a que lo dejaron sin Mundial en el mismo Ecuador, el periodista cree que el caso Castillo noi llegará a ningún lado y todo va a seguir igual.

"Un juez ecuatoriano habilitó a que se registre a Byron Castillo en el Registro Civil y, a partir de ahí es ecuatoriano de pleno derecho, ¿no? ¿Quién puede decir lo contrario? Además, ningún otro país lo reclama. Si me hubieras dicho, en este caso que se dice que supuestamente es colombiano, que Colombia dijera que es ciudadano colombiano, habría una disputa. Pero nadie lo reclama", cerró.