Durante las últimas horas se ha rumoreado bastante sobre la posible vuelta de Eden Hazard al Chelsea, luego de su poco fructífero paso por el Real Madrid, escuadra en la que estuvo durante las últimas dos campañas, pero en la que poco pudo demostrar su fútbol debido a lesiones y falta de continuidad.

Sin embargo, en la historia del fútbol son varios los cracks que han dejado legado en un equipo y que luego volvieron para sellar su historia y quedar como referentes de la institución. ¿Pasará lo mismo con el mediocampista de la selección de Bélgica?

En su gran mayoría, europeos y sudamericanos son protagonistas de esos idilios futbolísticos. Los dos continentes con estrellas internacionales son los que se destacan en este particular ítem que deja el balompié.

Vayamos al pasado y empecemos por un hombre que marcó un antes y después en el fútbol, Johan Cruyff. El neerlandés jugó a principios de su carrera en el Ajax, precisamente desde 1964 hasta 1974; luego de un paso por Barcelona y Estados Unidos, retornó para 1981 y hasta 1983.

Seguimos en el Viejo Continente para hablar de uno de los grandes referentes de Alemania, Lothar Matthaus. El talentoso futbolista estuvo en el Bayern Múnich entre 1984 y 1988; luego volvió en el 92 hasta el 2000. Un caso de idilio eterno por parte del aguerrido jugador.

Diego Maradona, el eterno Pelusa y su historia de amor con Boca Juniors, club en el que brilló antes de ir a Europa y en el que como agradecimiento volvió para cerrar su carrera deportiva llena de títulos y grandes goles. Con la camiseta Xeneize estuvo en 1981 y 82; al Azul y Oro volvió de 1995 al 98.

El Burrito. Ese era el sobrenombre de un talentoso jugador de River Plate llamado Ariel Ortega, el jugador que con la Banda Cruzada se galanteó en Argentina entre 1991 y 1996; luego tuvo tres pasos más por la institución de Núñez: 2000 a 2002, 2006 a 2008 y 2009 a 2010.

En Alemania hay otro gran jugador, capitán y que no olvidó el club que lo catapultó al estrellato. Michael Ballack y su historia con el Bayer Leverkusen; en el equipo del laboratorio médico estuvo de 1999 al 2002, justo antes del mundial; después recorrió por su país (Bayern Múnich) y por Inglaterra (Chelsea) y en el 2010 hasta 2012 jugó sus últimos partidos como profesional con el Bayer.

Uno de los más recientes y que se presenciará en esta temporada será el recuentro de Gianluigi Buffon con la camiseta del Parma. Club en el que estuvo en sus inicios y con el que espera darle el ascenso a la Serie A, para luego retirarse del fútbol profesional, como uno de los arqueros más grandes de la historia. Con los parmesanos estuvo desde 1995 hasta 2001.

Adriano, el delantero brasileño con Inter; Diego Simeone, con Atlético de Madrid; Pepe, el defensa con Porto, Fabio Cannavaro, con Juventus; Diego Milito, con Racing, Hakan Sukur, con Galatasaray; son otros casos y faltarán muchos más, pero eso nos demuestra que el amor y el fútbol siempre van de la mano.