Manny Pacquiao está listo para regresar a los cuadriláteros a poco más de un año de haber tomado la decisión de retirarse de la práctica profesional del boxeo, tras la derrota en decisión unánime que sufrió ante Yordenis Ugas. Para ello, tiene firmadas ya dos exhibiciones, una para diciembre en Corea del Sur y otra para febrero del año próximo en Arabia Saudita.

Pero el youtuber coreano DK Yoo y el boxeador francés Jaber Zayani, quienes serán sus oponentes en esos eventos, no parecen llenar el deseo competitivo del filipino, quien ya estaría pensando en concretar combates mucho más grandes, algunos de los cuales le demandarían salir del retiro.

De manera insólita, surgió la posibilidad de que su regreso profesional sea ante el ganador del combate por el campeonato mundial indiscutible de peso wélter que todavía está discutiéndose entre Errol Spence y Terence Crawford. Posibilidad para nada recomendable, por cierto. Pero también apareció en el horizonte el nombre de Floyd Mayweather, un pionero en continuar llenándose los bolsillos con combates de exhibición tras el retiro.

Consultado sobre la posibilidad de tener revancha ante el peleador que lo derrotó por decisión unánime en mayo de 2015, Pacquiao fue contundente y trató de cobarde a Money: "No creo que eso suceda porque está muerto de miedo de enfrentarme en el ring nuevamente. Tiene miedo. Desde el principio se sintió intimidado por mí y asustado de enfrentarme", manifestó.